2013 31 may
Empresa / Artículos / Opinión o Desarrollo Directivo Los héroes del siglo XXI Editor: CREARMAS E+G
 

El siglo XXI ha sido testigo de una de las peores crisis económicas del mundo. Desgraciadamente esta crisis que empezó en 2008 aun está muy presente en la actualidad. A pesar de la situación tan difícil que vivimos, muchas personas deciden poner su granito de arena en la economía y luchar con todas sus fuerzas y a contracorriente para cambiar esta realidad. Este artículo está dedicado a todos aquellos/as emprendedores/as que se han convertido en los héroes del siglo XXI.

La crisis económica ha hecho que algunas personas vean el emprendimiento como su única opción y se han visto obligadas a crear una empresa. Estas personas no son los auténticos emprendedores porque un/a emprendedor/a nace y se hace y estas tan sólo se han hecho emprendedoras a causa de la situación laboral actual. Los auténticos emprendedores y protagonistas de este artículo son aquellas personas que nacen con unas actitudes positivas y proactivas. La proactividad es una actitud que caracteriza a los auténticos emprendedores ya que toman la iniciativa en el desarrollo de acciones creativas y audaces para generar mejoras, haciendo prevalecer la libertad de elección sobre las circunstancias de la vida. Una actitud que encaja completamente con la acción de emprender, tal y como cita el diccionario emprender es acometer y comenzar una obra, un negocio, un empeño, especialmente si encierra dificultad o peligro.


Los auténticos emprendedores son personas que no se quejan y miran hacia adelante con un claro objetivo, generar puestos de trabajo y tirar adelante la empresa. Tienen una alta visión de negocio y una gran tolerancia al fracaso, siempre y cuando hayan emprendido de jóvenes. Es muy importante empezar a montar un negocio de joven porque de esta forma tendrá más tiempo para aprender de los errores porque sino de más mayor el fracaso puede ser desalentador e incluso tener miedo a crear un nuevo negocio. Un buen emprendedor sabe que el camino no será fácil y puede estar lleno de piedras con las que tropezar e incluso encontrar un camino que acaba antes de lo esperado. Aún así, son personas que no abandonan y si fracasan vuelven a empezar porque de los errores se pueden aprender grandes lecciones.

En Crearmas creemos que la cultura del emprendimiento se tendría que inculcar desde las escuelas. Hoy en día no se transmiten estos valores a no ser que la persona decida estudiar una carrera relacionada con la economía. Hay que generar estas actitudes desde bien pequeños, de esta forma de mayores tendremos personas con iniciativa y emprendedoras con una forma de pensar revolucionaria, muchas veces diferente a los demás. Personas con liderazgo natural y orientadas hacia un objetivo, es decir, saben lo que quieren y tienen que hacerlo para conseguirlo. Personas que siempre estén innovando, siempre con una idea nueva dispuestas a llevarla a cabo.

 

El gobierno parece que poco a poco está reconociendo la gran labor que hacen los emprendedores en este país y en señal de ello ha impulsado un proyecto de ley con incentivos fiscales y ayudas para crear empresas. La ley de emprendedores entrará en vigor en enero de 2014 y algunas de sus medidas serán abonar el IVA cuando se haya cobrado, establecer una deducción del 10% de cuota del impuesto de sociedades de los beneficios reinvertidos en la actividad empresarial, fomentar las actuaciones de inversores particulares, la creación de empresas exprés, un nuevo tipo de SL, reducir el riesgo personal que corren los emprendedores, etc.

Jordi Mas, Consejero Delegado de Mas Gourmets y Fundador y socio Directivo  de Crearmas, opina sobre esta ley en el diario Ara. En él comenta que, en términos generales, se trata de medidas en la buena dirección que cumplen con el objetivo de hacer más sencillo emprender. Resultan muy interesantes las facilidades que introduce la ley para la pluriocupación. El emprendedor acostumbra a ser inquieto y a estar vinculado con varios proyectos a la vez y está muy bien que se facilite el hecho de tener varias fuentes de ingresos como por ejemplo, rebajando las cotizaciones a la Seguridad Social. Para Jordi Mas, también es un gran avance poder crear una empresa en 24 o 48 horas y poner en funcionamiento la idea de negocio. Esperemos que las medias que otorga el gobierno a los emprendedores vayan in crescendo y viento en popa y que se reconozca cada día más el valor y la importancia de los emprendedores porque sin duda son los héroes del siglo XXI.




Buscador Textual

Buscar en conocimiento:
Buscar

Suscripción

Recibe en tu mail todas las actualizacions de artículos Introduce aquí tu e-mail: Suscríbete
El Decálogo CREARMAS, el vademecum de la creación de valor personal y profesional