2018 28 oct
Empresa / Artículos / La búsqueda de oportunidades viene motivada por una cultura de menos miedos Editor: CREARMAS E+G

A pesar de que la inquietud emprendedora todavía representa un movimiento reducido en la enseñanza media, en la universidad y en la sociedad en general, el interés por el fenómeno del emprendimiento y de la creación de empresas va creciendo. Cada vez se valoran más las iniciativas empresariales, entre ellas el autoempleo, como un factor clave en la creación de empleo, en la mejora de la competitividad y del crecimiento económico del país.

Se dice que para detectar oportunidades de mercado se debe siempre actuar con astucia, pero para detectarlas debemos saber que somos capaces de aprovecharlas en el tiempo y lugar preciso. Si los empresarios no están preparados para tomar riesgos y tener una actitud proactiva de nada les servirá el detectar oportunidades de hacer negocios.

Es necesario conocer quiénes son las personas que se encuentran detrás de la idea de emprender y cuáles son las características o cualidades que los llevan, a partir de una necesidad u oportunidad, a desarrollar una idea de negocio atreviéndose a asumir riesgos para volverla realidad. Allí donde otra persona ve un problema, el emprendedor ve una solución, la oportunidad de arriesgarse para obtener beneficios

Aunque existan estereotipos de lo que es un emprendedor, y muchos suelan asociarlos con características específicas como ser “rico, joven y universitario”, en realidad es "peligroso" hablar de estereotipos en este caso. Lo que,es claro que lo que en definitiva se necesita es coraje y convicción aunque, a su vez, el factor de la buena actitud es clave en el éxito

Tal vez porque la actitud emprendedora necesita potencial y entusiasmo más que dinero, encontramos en ese tipo de actitudes valientes la motivación extra para detectar nuevas oportunidades.

Y es que el miedo sólo contribuye a estancar a las personas y entre las muchas cosas que también hace el miedo es dejar pasar las oportunidades que se nos presentan. Aprovechar una situación, emprender un negocio, hacer un viaje, cambiar de trabajo, relacionarse con otras personas, cambiar de rutina, son sólo algunas de las oportunidades que dejamos pasar por miedo.

¿Miedos, temores, pensamientos negativos, autocrítica constante, pesimismo? Todas esas pueden ser razones por las cuales las personas dejan pasar las oportunidades. Han crecido y se han alimentado de pura negatividad, nunca ven el vaso medio lleno, siempre lo ven medio vacío. Todo eso que una persona tiene dentro, se refleja en la realidad. Si por dentro se tiene cosas buenas y útiles, en la realidad será así. Si por dentro se tiene cosas que estancan o arrastran hacia abajo, así también será la realidad. Entonces, ¿no sería más conveniente que dentro de cada uno haya cosas buenas para tener eso mismo reflejado en la realidad? Suena interesante, suena bonito pero es un trabajo que día a día debe hacerse y sembrar poco a poco pensamientos positivos, actitudes positivas, optimismo, entusiasmo, motivación, para que se pueda cosechar eso mismo.

Ante cualquier oportunidad que se presente, hagámoslo. No se debe permitir que miedos infundados gobiernen nuestras vidas y hagan de nosotros alguien que no somos. Todas las personas tienen dentro de sí mismos una gran potencialidad, que muchas veces la desconocemos. Está dentro de uno, hay que dejarla salir. Sólo es cuestión de intentarlo y poco a poco las cosas se irán dando. Todo depende de cada uno.

Siempre para adelante.





2018 12 oct
Empresa / Artículos / La generación X debe adaptarse a los millenials si quiere sobrevivir profesionalmente Editor: CREARMAS E+G

En los años sesenta, el 77 % de las mujeres y el 65 % de los hombres que en ese momento tenía treinta años habían terminado los estudios, estaban casados, tenían un hijo, era independientes económicamente y vivían fuera de casa. En el año 2010, solo el 13% de las mujeres y el 10% de los hombres de 30 años habían conseguido estos cinco objetivos. Los tiempos cambian y las generaciones también; ahora, los millennial son generación Y, nacidos entre 1980 y 2000, son líderes en influencia social, en formación académica y tienen un mayor poder adquisitivo en comparación con sus antecesores. Representan una revolución en todos los ámbitos y niveles, pero son escépticos respecto a todo lo que está encorsetado en el pasado, a todo lo que, hasta ahora, la generación X (1970-1985) ha sacado adelante.

Dos generaciones que viven y conviven. A día de hoy, los que pertenecen a la generación X son una población de doce millones de personas, y los millennials ya superan la cifra de nueve millones de personas. Se calcula que la potencia productiva y de consumo de esta generación es, sólo en Estados Unidos, de 33.000 millones de euros. Y según algunos estudios, el año 2020 representarán el 50% de la fuerza laboral del mundo y habrán llegado a la madurez profesional. Pero ¿quiénes son los millennials y cuáles son las diferencias que los separan de la generación X?

Los millennials son la generación más formada desde una óptica histórica. Son «nativos digitales, piensan en clave digital y están “sobreeducados”». En el ámbito profesional, «son exigentes, impacientes y ambiciosos y, para algunos, arrogantes». A diferencia de sus antecesores, la generación X, no buscan la seguridad laboral ni la reputación, «ni tienen estructuras jerárquicas verticales; son individuos que trabajan de forma transversal». La generación X es más corporativistael 30 % de los adultos son miembros activos de organizaciones profesionales, de negocios o sindicatos, y se los caracteriza como «cínicos, liberales y autosuficientes».

Ante esta situación y si los primeros (los X) quieren sobrevivir en su puesto de trabajo y/o trabajar junto a los segundos (los Millenials) no cabe otra solución que adaptarse. El desafío, es lograr que generaciones tan diferentes no sólo convivan en una misma organización u empresa sino que además se entiendan. Y para ello el primer paso es conocerse, saber cuáles son sus claves y también sus expectativas vitales y profesionales. Quienes no trabajen por la confluencia de generaciones, dejarán de ser competitivos.

Es una realidad que el manejo generacional en las organizaciones hoy en día se ha convertido en un reto para muchos. Manejar las diferencias de filosofía, formas de pensamiento y formas de trabajo de cada generación han resultado ser un motivador de cambio, aceptación e innovación en la gestión empresarial.

No hace muchos años, cuando los trabajadores de más edad eran los jefes y los ejecutivos más jóvenes hacían lo que se les ordenaba, las directivas no se discutían. Eran las reglas. Pero ahora las normas se reescriben a diario. Las diferencias generacionales están afectando todas las dimensiones de la gestión: desde la comunicación, el reclutamiento, la motivación y retención de empleados, hasta la manera de lidiar con el cambio.

Ahora, los ejecutivos más jóvenes no se dejan impresionar por el estatus ni por los ascensos. Dirigir una compañía no tiene prestigio si el precio a pagar es vivir dedicado al trabajo. Una vez más, las empresas tienen que adaptarse y crear sistemas de compensación y beneficios personalizados. Dado que las generaciones más jóvenes prefieren una cultura que mide el desempeño a otra que prioriza la antigüedad, las variables de corto plazo deben tener más peso que las de largo plazo.

Las empresas que se aventuren a un conocimiento profundo de su fuerza laboral e integren las diferencias a la gestión, probablemente se sorprendan al descubrir lo enriquecedora que puede ser la diversidad.





2018 25 ago
Empresa / Artículos / Como el éxito de una ciudad puede influenciar en el bienestar y prosperidad de los ciudadanos Editor: CREARMAS E+G

Más de la mitad de la población vive en ciudades y se estima que esa cifra crecerá en 2050 hasta el 66%, según indica el último estudio elaborado por la ONU. En España, actualmente, se considera que el 80% de los residentes viven en zonas urbanas. ¿Y por qué esa manía de vivir tan juntos? Pues porque somos animales sociales, y la agregación nos ofrece claros beneficios en el trabajo, el ocio, la sanidad o la distribución de bienes esenciales. En las ciudades es donde está la acción.

Y así, cada año aparecen rankings que intentan categorizarlas en epígrafes como las más felices, globales o con mejor calidad de vida. Incluso algunos miden su idoneidad para formar una familia o jubilarse. 

Según uno de estos rànkings, la ciudad neozelandesa de Wellington es de nuevo este año 2018 la mejor ciudad del mundo para vivir, seguida de Zúrich (Suiza), Copenhague (Dinamarca), Edimburgo (Escocia) y Viena(Austria) en el top 5, de acuerdo con los datos de la séptima edición del informe elaborado por Deutsche Bank,

El éxito de una ciudad va acompañado de un crecimiento sostenido, salud socioeconómica y vitalidad, tres puntos clave que están directamente relacionados con la prosperidad de sus ciudadanos. Una ciudad próspera es aquella en donde los seres humanos realizan las aspiraciones, ambiciones y otros aspectos intangibles de su vida; donde encuentran bienestar y condiciones para buscar la felicidad y donde se incrementan las expectativas de bienestar individual y colectivo; es el lugar privilegiado donde mejor se atienden sus necesidades básicas, donde acceden a los bienes y servicios de manera suficiente y donde cuentan con los servicios públicos esenciales para la vida en común.

De ahí, la importancia de potenciar el atractivo de nuestras ciudades. Las ciudades atractivas tienen el poder de captar talento, inversiones, residentes, estudiantes, congresos internacionales, ferias, cruceros, festivales o start-ups que pueden cambiar el mundo. Y, lógicamente, también turistas. Las grandes ciudades turísticas son ciudades globales, que se perciben como centros de iniciativas, experiencias y oportunidades

Las ciudades que pierden su atractivo pueden caer fácilmente en un círculo vicioso: pierden su tejido industrial, pierden capacidad económica, interesan menos a los turistas y acaban interesando menos a los propios residentes, de los que aquellos con mayor talento y mayores recursos acabarán abandonando el lugar.

Barcelona, mi ciudad,por fortuna, se sitúa también entre las ciudades internacionales con mayor poder de atracción. No obstante, como bien sabemos ya, estar de moda es peligroso. Aunque no estarlo, tal y cómo acabo de decir puede ser aún peor. 

Y en las épocas estivales, en las que el turismo se aglutina en las arterias principales, caemos en la tentación de no valorar cómo es debido esta afluencia masiva de visitantes. En mi opinión, debemos entender el turismo no solo como un sector económico importante en sí mismo, sino también como la fuente posible de una imagen y una reputación global de la ciudad. Del turismo solo vive una parte pequeña de nuestra población, pero de la imagen positiva de Barcelona en el mundo podemos beneficiarnos todos.

La pregunta fundamental es: ¿de qué forma podemos aprovechar esa poderosa imagen de Barcelona para mejorar la calidad de vida de sus habitantes? Hay que ser conscientes de que imagen y reputación son elementos frágiles, delicados y cambiantes, difíciles de construir y muy fáciles de echar a perder.  Para saber cómo aprovechar esa ventaja competitiva, deberíamos tener claro qué modelo de ciudad queremos para el futuro y en qué basará su riqueza. Esa es la cuestión que necesariamente debemos resolver para encontrar la respuesta correcta a la primera pregunta. Pero me temo que no hay una respuesta posible, porque la complejidad de los mecanismos turísticos no permite proyecciones simplistas.

En una ciudad que aspira a ser responsable, educadora, internacional, intercultural, inclusiva, inteligente y sostenible, la promoción del turismo ha de encajar con el modelo general de urbe, pero.... ¿de qué forma?

 





2018 10 ago
Empresa / Artículos / Reinventarse en vacaciones Editor: CREARMAS E+G
 

Agosto es el mes en que la mayoría de personas hacen sus vacaciones, es el mes dedicado a desconectar. Es cierto que mucha gente hace las vacaciones en Julio o Septiembre pero es en Agosto donde se concentra la mayor parte de ellas. Por ello, en Crearmas hemos pensado que ahora era el momento exacto de dedicar un artículo a las vacaciones porque ellas cumplen una importante función que no tenemos que olvidar jamás, ya que en las vacaciones tenemos que desconectar y reinventarnos. Veamos a continuación de lo que estamos hablando.

Existen muchos tipos de vacaciones, vacaciones en el mar, en la montaña, en la ciudad, vacaciones de aventura, vacaciones en familia, vacaciones en casa, y tantas otras, puesto que cada uno las invierte en lo que quiere y puede. Aún así, vayas donde vayas, las vacaciones tienen que cumplir con su función más importante, desconectar. Es muy importante que uno en las vacaciones sepa desconectar y hoy en día, es más complicado debido a los móviles y su conexión a internet. Tenemos que aprender a convivir con los móviles y la constante información que podemos recibir de ellos. Hay muchas personas que en el momento que reciben una señal del móvil, ya sea un sms, whatsapp, o lo que sea, corren desesperados a verlo o lo que es peor, se estresan y no disfrutan de sus vacaciones. Una solución para los más adictos al móvil es marcar unas pautas y por ejemplo dedicar unas horas por la mañana a las vacaciones y al desconectar y por la tarde tener un momento para mirar el móvil o en su caso el ordenador. Si buscamos la manera de tener nuestro momento de placer ya sea gozar con el deporte, disfrutar de los hijos, etc las vacaciones habrán cumplido con su cometido.   

Por otro lado, las personas, como mínimo una vez al año es importante que hagamos un reset. De la misma forma que las máquinas necesitan, en ocasiones, reprogramarse para continuar trabajando nosotros también ya que el reset o parón, nos ayudará a tirar con más fuerza. Este parón también nos servirá para coger oxígeno y ver las cosas desde otra perspectiva. De esta forma, podremos pensar tranquilamente sobre nuestro futuro y hacer un personal plan. En las vacaciones es el momento de reinventarse pero para ello hay que planificar y gracias a ellas tenemos el tiempo necesario.

Desconectar es muy importante para afrontar el futuro con más fuerza y ánimo. El tiempo que le dedicamos a relajarnos es muy productivo puesto que consigue que veas oportunidades donde antes sólo veías problemas. Un consejo que creemos que os puede ir muy bien para hacer frente a las situaciones complicadas que estéis viviendo o problemas que no sabéis como resolver es imaginaros vuestro yo futuro y preguntarle qué haría o habría hecho para mejorar la situación actual. Todo esto, sólo podremos hacerlo si desconectamos completamente y hacemos el reset del que os estábamos hablando.

 

 

Las vacaciones nos permiten reinventarnos y para ello tenemos que pensar en los objetivos que queremos cumplir el próximo año o lo que queremos cambiar. Para ello es importante situar los años por cursos igual que hacen los niños cuando van a la escuela. A nivel profesional los años los tenemos que situar de septiembre a agosto y así tendremos nuestros días de parón, conocidos como nuestras merecidas vacaciones. Por lo tanto, las vacaciones nos tienen que ayudar a hacer nuestro plan de futuro y es importante aprovecharlas porque estando de vacaciones se despierta más que nunca nuestra creatividad. Así que cuando pongamos nuestro propio cartel de “cerrado por vacaciones” aprovechémoslo bien para desconectar y reinventarnos.






2018 25 jul
Empresa / Artículos / Personal branding. Lidera tu propia marca personal. Editor: CREARMAS E+G

El Personal Branding o la Marca Personal, es uno de los conceptos que todo profesional debería de aprender a manejar, ya que es una excelente y poderosa herramienta para proyectar nuestra imagen ante los ojos de los demás, lo cual nos puede traer beneficios tangibles.

El concepto de Personal Branding se expandió en el mundo después de un artículo de Tom Peters, “The Brand called You” publicado en 1997 en la revista Fast Company. Pero aunque ell termino marca personal se emplee desde hace relativamente poco tiempo, el concepto como tal ha existido siempre, entendido como reputación, fama o, reconocimiento y todos en mayor o menor medida teníamos algo de ello. Sin embargo lo que hasta la actualidad se manejaba de forma inconsciente e intuitiva hoy en día se pretende analizar y sistematizar de modo que lo que era innato en algunas personas pueda ser reflexivo, proactivo y al alcance de todo el que se lo proponga.

El objeto de actuar sobre nuestra marca personal es no dejar al azar, nuestra reputación si no que por el contrario tomar las riendas y gestionar con método y de acuerdo a una misión unos objetivos y una estrategia la percepción que los demás tengan de aquellas cualidades que posemos, con un fin determinado. La marca personal es como la impronta que dejamos como profesionales allá donde vamos. Es una forma de ser recordados, respetados y valorados ante diferentes tipos de público que serán fundamentales en el devenir de nuestra empresa: Clientes, socios, empleados, proveedores, inversores… Se trata de que los que necesiten lo que tú sabes hacer lo conozcan y estén en disposición de solicitártelo porque te conocen y confían en ti. 

Nuestra marca tendrá que basarse en la autenticidad. No se trata de vender humo ni de inventarnos cualidades que no tenemos, sino de descubrir lo mejor de nosotros mismos, creérnoslo y saber contárselo a los demás. Nuestro mercado necesita saber qué ofrecemos como empresarios y por qué merece la pena contratar nuestros servicios o productos. Para lograr hacer llegar bien nuestro mensaje, articularemos toda una estrategia muy amplia e integral.

La estrategía básica de marca personal pasa de convertir el talento conocido a talento reconocido.

Consejos para mejorar tu marca personal.

  1. ¿Por dónde debo empezar? Gestiona de forma eficiente todo lo que tiene que ver con tu imagen y tu reputación, e inicia tu propio “plan de marketing personal”. Primero, descubre quién eres, qué quieres mostrar al mundo de lo que eres y cómo y dónde quieres mostrarlo.
  2. Antes de hacer… ¡Define tus objetivos y tu estrategia! Todo lo que hagas ha de estar dirigido a “estar dónde quieres estar” y a “ser visto como quieres que te vean”. Conoce tus objetivos, decide donde quieres estar y qué herramientas van a ser útiles para conseguirlo y cuáles no. 
  3. Céntrate en lo que quieres conseguir. Visibilidad, audiencia, posicionamiento y sobre todo, reputación. Estos 4 objetivos son primordiales, así que haz que sea fácil encontrarte en Internet, no solo con tu nombre, sino también por lo que haces.
  4. ¡Saca partido de lo que tienes! Aprovecha al máximo tus redes sociales. Amplía tu círculo y sobre todo no las dejes abandonadas. Completa tu perfil de manera adecuada y date a conocer, amplía tus redes de contactos e interactúa con ellos.
  5. Se auténtico. No hay nada mejor que ser uno mismo, tanto en persona como en redes sociales. No juegues a ser otra persona o a ser la persona que quieres ser. Muéstrate tal y como eres y sobre todo pon ese punto de autenticidad en todo lo que haces.
  6. Apuesta por la calidad de tus contenidos. Una vez que tengas marcados tus objetivos y tu estrategia, pon en marcha tu propia “campaña de contenidos”.No hay nada mejor, que te empiecen a conocer por lo que haces y por lo que realmente te gusta, es tu mejor carta de presentación.
  7. Da tu opinión. No tengas miedo a decir lo que piensas (siempre de forma constructiva, claro), comenta en blogs, foros, webs y todo tipo de sitios en los que te sea interesante mostrar tu opinión, siempre y cuando aportes.
  8. Interactúa con los que te rodean. Es una de las principales ventajas de este mundo online. Te ofrece la posibilidad de opinar y contestar a lo que quieras. Comparte tus reflexiones, escribe artículos en medios que te gusten, y deja comentarios. Este simple gesto, además de darte información y nuevos contactos para ampliar tu círculo, refuerza tu visibilidad, tu posicionamiento y tu reputación.
  9. Adáptate rápido a los cambios. Prepárate ante ellos y sácales más partido. Ten siempre la mente, los ojos y los oídos abiertos para aprender de lo que veas y no pierdas nunca de vista cuál es tu foco.
  10. Monitoriza y haz un seguimiento sobre ti mismo y de los objetivos que estás alcanzando. Si tras hacer un pequeño análisis de todo lo que has hecho, ves que vas por el buen camino y que estás consiguiendo lo que te habías propuesto, sigue hacia adelante, pero siempre redefiniendo tu estrategia y reajustando lo que estás haciendo para aprovecharlo mucho más.

En definitiva. lo que haces en la vida debe tener eco en los corazones de las personas. Eso es verdadera marca personal.





2018 09 jul
Empresa / Artículos / Optimismo = influencia positiva Editor: CREARMAS E+G

Ahora que todos estamos ya pensando en las vacaciones, tal vez es el momento de reflexionar sobre cúal sería nuestra compañía de viaje ideal, y así probablemente puedas contestar de forma rápida a la siguiente pregunta: ¿con quién prefieres ir de viaje; con una persona Optimista o con una Pesimista?.

Si la respuesta obvia es con la Optimista, no podemos olvidar que el Pesimista / Realista también tiene sus ventajas, ya que es más precavido y puede solucionarnos algunos problemas por precaución que el Optimista es posible que no diera importancia o incluso obviara.

Reformulemos la pregunta para el mundo del trabajo ¿Quién te gustaría que fuera tu jefe/a una persona Optimista o una Pesimista?. En este caso el Líder Optimista seguramente tire del carro en situaciones adversas y problemáticas y ayude a su equipo a influir para que vean fácil superar los retos y dificultades que se presentan. Una persona optimista, está predispuesta a buscar las cosas positivas que le rodean. Esto no quiere decir que a esa persona le pasen más cosas buenas que a otras, simplemente, se centra en buscarlas y valorarlas.

Las personas que realmente lideran desde el optimismo o el pensamiento positivo tienen muy claro que está en sus manos el poder y la capacidad de dirigir el curso de su vida y de su organización. Estos líderes saben a dónde van y contagian su sueño a las personas de su equipo u organización. Cuándo el líder no sabe donde va, cuando navega sin rumbo no está liderando, simplemente está dando un paseo.

Para liderar se han de percibir las actitudes de cada uno y estar atento a la influencia que el pesimismo y el desánimo de alguna de las personas pueda ejercer sobre las demás. El pesimismo es contagioso. Instalarse en la queja es contagioso.

Cuando tu equipo está instalado en la queja, vuestros resultados serán inferiores a los que tenéis cuando os veis a vosotros mismos capaces de desafiar los retos que estáis afrontando en este momento. Tu capacidad de ser optimista en momentos difíciles será la cualidad que marcará profundamente la diferencia, vuestros resultados serán extraordinarios.

Y es que la alegría es una emoción que surge cuando nos sentimos ganadores. Cada día hay pequeñas o grandes ganancias en nuestro entorno laboral. ¿Sabemos apreciarlas? El líder optimista está atento a estos logros y sabe celebrar cada triunfo, cada cambio positivo, cada éxito. Sabe que celebrar y reconocer la participación y merito de todos es realmente estimulante y motivador para seguir adelante. No tiene miedo de perder protagonismo si comparte el éxito, ni se atribuye logros de otros. La alegría también es un virus contagioso y el líder estimula su contagio.

Cómo algunos deportistas, el líder sabe que su carrera será de fondo, que requerirá de su esfuerzo y tenacidad para lograrla y para seguir estimulando a su equipo aun en los momentos más difíciles. No pierde el tiempo lamentándose por negativa que sea la situación. Sabe que en sus manos está la posibilidad de cambiar la situación y lo hace. Sabe perseverar a pesar de que los resultados no sean inmediatos. Saben avanzar de manera gradual, no abandonando a pesar de las frustraciones y fracasos ocasionales.

Da valor a lo importante antes de que eches la vista atrás y te des cuenta que es demasiado tarde.





2018 08 jun
Empresa / Artículos / Big Data Retail Editor: CREARMAS E+G

El sector retail está cambiando. Se encuentra explorando, al igual que el comercio electrónico, las posibilidades que otorga la tecnología para responder antes las necesidades de un cliente exigente y preparado en un mundo digital. Esto se debe al avance imparable de las tendencias tecnológicas.

Por tanto, el retail se dirige hacia las tiendas 3.0, es decir, puntos de venta apoyados en el Big Data. Este tipo de establecimientos podrán monitorizar el estado de ánimo de los clientes, su trayecto dentro de la tienda, la recurrencia de sus visitas y otros datos personales como la edad y el género.

Y es que el Big Data es uno de los conceptos de moda, pero existe una gran confusión a la hora de saber en qué consiste y cuáles son sus ventajas. La gestión y análisis de grandes volúmenes de datos es visto por las empresas como una oportunidad de negocio, utilizándolo para entender el perfil, las necesidades y el sentir de sus clientes. En definitiva, para mejorar la experiencia de cliente. La clave es que el cliente sienta que lo que le ofreces sólo está disponible en ese momento, en tiempo real y para él.

A medida que las nuevas tecnologías acercan al cliente a la empresa, las expectativas de una experiencia única aumentan. Y ninguna empresa de retail se puede permitir quedarse al margen.

El éxito está en crear y entregar experiencias de marca a lo largo del ciclo de vida del cliente. Los compradores saben qué quieren, cómo lo quieren, a qué precio y cuándo.

Cada una de las acciones del consumidor crea cada vez muchos más datos, una valiosa información para la marca, si sabe cómo procesarla e interpretarla para producir y ofrecer al cliente una increíble experiencia. Para ello es preciso conectar las bases de datos sobre los que realizar un análisis predictivo sobre la concatenación de acciones del consumidor, mucho antes que su competencia. Es la manera de construir una relación con el cliente basada en intereses de compra, ventas y fidelidad.

Cuando se ha elaborado un plan, se ha diseñado una buena estrategia, se cuenta con las herramientas adecuadas, el despliegue se ha hecho efectivo y big data es ya una realidad dentro de una empresa del sector retail, las ventajas comienzan a aparecer en forma de:

  • Capacidad para conocer cuáles serán los movimientos de la competencia, antes de que se inicien.

  • Posibilidad de identificar patrones, comprender hábitos de conducta de clientes y usuarios y predecir tendencias.

  • Disponibilidad para innovar y ofrecer mejores servicios al cliente, más personalizados y mucho más atractivos.

  • Poder de anticiparse a cambios en la demanda, movimientos en el mercado y decisiones inesperadas de clientes.

El resultado de este conocimiento es la capacidad para tomar mejores decisiones, alejadas de la intuición y basadas en la objetividad de los datos; que guíen acciones precisas y efectivas, con un margen de error mínimo y la garantía de la optimización de resultados. Big data sector retail es el punto de partida para la sostenibilidad de la empresa en el marco de una nueva forma de hacer negocios, basada en una relación mucho más estrecha y personal con los clientes y en una mayor coherencia interna, en lo que a la organización y sus procesos se refiere.





2018 16 may
Empresa / Artículos / Cultura de Servicio? Todo esta por Hacer... Autor: Jorge Mas
 

Te gusta tu trabajo?

Esta es la pregunta que se deberían hacer todas las personas que se dedican a empresas de Servicio, en especial las del sector del Comercio y la Hostelería.
 
Donde en muchas ocasiones se pierden las formas elementales de la educación, tales como desear una Feliz día, dar las gracias y los clientes o comensales cuando llegan y abandonan el establecimiento.
 
Si eres feliz en tu trabajo y valoras lo que haces y muy especialmente respetas a tu cliente, puede que sea más fácil.
El único objetivo en nuestro sector es Tener clientes contentos.
Por qué los establecimientos que tienen equipos felices suben ventas?
 
Porque implican. Porque tienen compromiso. Para que se preocupan por el cliente. Porque entienden que su misión no es atender al cliente sino servir. Porque estar en contacto con los clientes les enseña. Porque quieren mejorar día a día. Porque ver clientes contentos es su razón de seguir luchando. Al final el cliente entiende y percibe que el vendedor, se preocupa por él.
En muchas ocasiones hay una gran queja en la evolución de las ventas. Lo que deberíamos ANALIZAR profundamente, es como repercute nuestro mal servicio al decremento de las ventas. 
Hoy hay una gran competencia y el cliente cada vez es más exigente y crítico con un mal SERVICIO.
 
Todos somos clientes y cabe preguntarse ¿POR QUÉ DEBEMOS VOLVER A SITIOS DONDE NO NOS SENTIMOS BIEN ATENDIDOS?
El producto no lo es todo y un buen servicio, es el que, a veces, te diferencia con tu competencia. VALORA EL SERVICIO y APORTA MÁS PARA TU CLIENTE.
 
 
Todos los detalles son importantes, si un vendedor resopla, un mal tono de voz contestando una reserva o pedido, una cara seria, estar hablando por teléfono de temas personales mientras el cliente espera, no dar la bolsa al cliente, y un sinfín de detalles que hacen que tu servicio quede muy penalizado.
Es importante realizar un acto de reflexión y hacer 2 listas para mejorar tu negocio:
 
• Lista de Servicios que valora tu cliente y no tienen coste para la empresa Dar la Bienvenida, Saludar, mirar a los ojos, una sonrisa, escuchar al cliente, preguntar, acompañar a la Puerta al cliente, desear un buen día, preocuparse por tener una buena imagen personal....
 
• Lista de Servicios que valora tu cliente y con coste para la empresa Encuestas de satisfacción, buzón de sugerencias, mejorar la operativa de la tienda, aplicar tecnología en el punto de venta, renovar decoración, Servicio a domicilio, tienda on -Linea, degustaciones, talleres, eventos, etc...
 
Cuando viajes y conoces otras culturas donde la CULTURA DEL SERVICIO está muy arraigado y forma parte de su filosofía de vida, te das cuenta que hay mucho por aprender y por implantar. TODO ESTÁ PARA HACER!

Hoy todavía todo está por hacer en la cultura del Servicio; pero lo que más prima para su mejora es la ACTITUD DE SERVICIO!

TE GUSTA TU TRABAJO? No lo pagues con tu cliente, TEN ACTITUD DE SERVICIO.




















































































































2018 16 may
Empresa / Artículos / La Importancia del Proceso de Tú Tienda Autor: Jorge Mas
 

La gestión por procesos es la forma de administrar toda la organización a partir de las operaciones. Los procesos deben ser una secuencia de actividades orientadas a generar un valor añadido sobre una ENTRADA para conseguir un resultado, y una SALIDA, que a su vez satisfaga los requerimientos del cliente.

Es indudable que un buen proceso mejora la eficiencia del establecimiento, pudiendo incidir en diferentes aspectos como el aumento de ventas, la comodidad, la rapidez de servicio, etc. A continuación te planteamos algunas preguntas fundamentales para definir los protocolos que mejorarán la gestión del punto de venta:

  • ¿Cuál es el protocolo de recepción del cliente?
  • ¿Cómo gestionas las esperas de los clientes?
  • ¿Cómo organizas las colas en caja?
  • ¿Cuál es el tiempo de espera de un cliente para los pedidos por encargo?
  • ¿Cómo gestionas los stocks de la tienda? ¿Y su suministro?
  • ¿Como tramitas la entrega de mercancías?
  • ¿Cual es el tiempo de intercepción de un cliente?

Hay muchos procesos claves en el proceso de la tienda desde que entra el cliente hasta que sale, en el articulo se tratarán 4 procesos en los que no puedes fallar:

1. Bienvenida

Es muy importante que cuides la bienvenida de tu cliente. No hay nada peor que la entrada de una persona a un establecimiento y que nadie se dé cuenta. Es fundamental que los vendedores realicen un contacto visual. Un recurso muy simple consiste en ofrecer una sonrisa de bienvenida.

Hay 3 elementos claves en el proceso de venta de un establecimiento:

  • La primera impresión
  • El como te atienden
  • La despedida una vez has comprado o no.

Estos tres elementos son claves para mejorar las expectativas del cliente.

En el sector de la restauración de Estados Unidos se ha desarrollado el recibimiento del cliente con la figura de los hooters. Son las personas que dan la bienvenida y trabajan en la recepción y distribución del empleado. Los hooters son personas claves en la organización, por ello cobran una comisión de las ventas, porque se entiende que ayudan a mejorar las ventas y la operativa del restaurante.

Veamos cuáles son las tareas de los hooters:

Dar la bienvenida con amabilidad y cortesía al cliente, empleando su mejor sonrisa.

Informar de la situación del restaurante. En caso de que esté lleno, orientar sobre el tiempo de espera, etc.

Preguntar por las preferencias de los clientes.

Distribuir a los clientes. Por ejemplo , invitándolos a tomar una copa en la barra si deben esperar, ofreciéndoles un periódico para entretener su tiempo de espera.

Informar internamente de la situación de los clientes en espera.

Notificar al cliente que la mesa está lista y presentarle a la camarera que atenderá su mesa. Despedida del cliente con la mágica frase ENJOY!

El trabajo de los hooters, es de gran ayuda para el buen funcionamiento de un restaurante, ya que los clientes se sienten bien atendidos y están informados en todo el proceso de entrada. Si tiene tantas ventajas, ¿por qué en las tiendas de gran volumen o de dimensiones más grandes no disponen de hooters? ¿Te imaginas llegar a una tienda de NIKE y ser recibido por una persona que te saluda a la entrada con un «Hola, qué deseas, en qué te podemos ayudar. Bienvenido al mundo NIKE y muchas gracias por elegir nuestra tienda»? ¿Y si acto seguido te acompañara a un lugar de espera para ser atendido, o fueses mirando con un ticket en la mano que lleva tu número de espera? ¿Mejoraría tu experiencia de compra?, ¿mejoraría tu eficiencia en tu tiempo de ocio?

El mundo del retail está lleno de oportunidades para innovar y la bienvenida es una de ellas. Es una manera de diferenciarnos de nuestros competidores y de dar una imagen de excelencia a los clientes. De hecho, las tiendas que no atienden a la llegada de los clientes posiblemente los pierden. Los clientes se sienten ninguneados, anónimos, despreciados, cuando lo que buscan es ser importantes, recibir un buen trato, reconocimiento o exclusividad.

Tiendas como Apple y Nespresso, están desarrollando con éxito la operativa de bienvenida en la tienda. En Nespresso han introducido la figura del hooter, quien recibe a los clientes, responde a sus dudas, los distribuye hacia la zona de espera y les entrega el ticket con su turno. En Apple, por su parte, el proceso es algo más informal, aunque hay una persona encargada de distribuir a los clientes, para que no tengan la sensación de estar desatendidos.

 

2. Recepción del Cliente

Una vez el cliente ya está en nuestra tienda, es el momento de cuidarle y hacer que se sienta especial. Hay establecimientos que tienen un pequeño manual de recepción. No obstante, además del protocolo de acogida, el vendedor debe tener conocimiento del surtido o gama de productos que puede ofrecer, es decir, debe ser un experto de su producto para poder asesorar de la mejor manera. Debe preguntar al cliente y a la vez escuchar, siempre con amabilidad y buen servicio. Asimismo, debe conocer perfectamente el ritmo de la venta, es decir, el cliente nos regala parte de su tiempo, así que lo debemos aprovechar o perderemos una venta.

3.Detectar la necesidad

¿Cuántas preguntas hacen falta para detectar las necesidades de los clientes? Es sorprendente ver vendedores que no quieren detectar necesidades, simplemente quieren ofrecer lo que ellos quieren, les gusta o simplemente interesa a la empresa. Es urgente darse cuenta que el cliente desea elegir, por lo que es imprescindible saber qué quiere y, si no lo tiene claro, ayudarle a descubrirlo. En el en el arte de descifrar las necesidades de los clientes, diferenciamos dos tipos de consumidores:

  • Los que tienen una necesidad, buscan algo concreto y van a realizar una compra reflexiva.
  • Los que van de paseo y no es seguro que compren nada.

Es importante catalogarlos en uno u otro grupo, para mejorar el proceso de detección de necesidades. La pregunta clave para el cliente a es si tenemos lo que busca o no. En cuanto al cliente b, debemos utilizar la seducción y preguntas abiertas que nos permitan detectar gustos y predilecciones. Para completar la información que nos dan los clientes, debemos ser hábiles en observar su comunicación no verbal. Es cómico ver a clientes que piden una cosa y están mirando otra…

Ficha de oportunidades del cliente

Después de preguntar y observar al cliente, el buen vendedor tendrá una ficha de oportunidades para servirle y ayudarle a tomar la decisión de compra.

 

Veamos un ejemplo de proceso de detección de oportunidad. Si estamos en una tienda de moda y el cliente es un hombre de 40 años al que que le gustan las marcas de moda, que busca unos tejanos, que los prefiere oscuros y que también quiere camisetas. El check list del vendedor deberá ser:

  • Tejanos
  • Camisetas
  • Venta cruzada: cinturones, jersey o chaleco
  • Lista de oferta: marcas concretas, lo último en llegar, cubrir el estilo del cliente, que le quede bien

Si trabajas bien estos cuatro procesos y extraes buenas conclusiones del análisis, la tienda empezará a tener clientes que hablan bien y que entienden que tu tienda es importante para ellos, por lo que repetirán la compra y hablarán bien de ella.

Cuida a tu cliente y al que no lo es, ya que mañana puede serlo.





2018 06 may
Empresa / Artículos / ESTABLECIMIENTOS CON ALMA Autor: Jorge Mas

Que hace que unos establecimientos, aporten un valor UNICO, respecto a otros?

Hay establecimientos que te enamoran de tal manera que te trasladan un estado emocional de satisfacción que te gustaría permanecer en ellos de por vida.

Son los que yo llamo establecimientos con alma, con sentimiento, que entregan al cliente su corazón.

Cuando en tu profesión te entregas con pasión y tu única misión simplemente es trasladar e influenciar tu amor hacia al cliente, eso se nota desde la entrada del establecimiento.

Este sentimiento lo podemos compartir tanto a las Tiendas como a los Restaurantes.

Personalmente me gusta comparar el alma de un negocio con el alma de tu propia casa.

Cuando invitamos a amigos o personas queridas a nuestra casa, nuestra misión es trasladarles no sólo buena impresión sino que se sientan a gusto, en un entorno cálido. Es cuando empiezan nuestros porques, una pregunta que nos va ayudar a construir lugares con alma.

  • Por que queremos invitar a estas personas?
  • Por que queremos hacerles disfrutar?
  • Por que queremos que coman bien?
  • Por que queremos que les guste nuestra casa?
  • Por que queremos que estén a gustos?
  • Por que queremos que vuelvan?
  • Así podríamos seguir con algunos más por que

Una vez realizado este ejercicio, es cuando se activa el plan de acción que responderá a cada porque.

Por Por que queremos invitar a estos amigos?  Porque las queremos, nos importan y queremos esforzarnos para que nos quieran y hacerles entender nuestro amor.

Por que queremos que coman bien? Porque les gusta, entonces les preguntamos por sus gustos, sus intereses, sus platos preferidos. Nos interesamos para hacerles disfrutar. Ello hará que trabajemos para ellos, de esta forma minimizaremos el error.

A la vez queremos causarles buena impresión y ordenamos más de lo debido la casa, ponemos algún atrezzo nuevo y cuidamos su aspecto, para que les guste nuestro hogar, mimándolo algo más que en nuestro día a día.

Cuales son los gustos de nuestros invitados, que temas de conversación podemos tratar, que música les gusta para ambientar, etc, etc etc. Nuestra misión es que entiendan que nuestro hogar tiene alma y les hace estar confortable.

En los establecimientos debería pasar exactamente igual, y en algunos te das cuenta desde que cruzas su entrada. ¿No quieres gustar a tus clientes? ¿No quieres que conozcan tus gustos? ¿Tu personalidad

Personalmente valoro mucho en los restaurantes como te cantan la carta, es una forma de venderte su establecimiento, el entusiasmo, la entonación, como te explica el origen de cada plato. Es decir el gran esfuerzo y la influencia que radica ya en sus ojos al enamorarte con su voz, visualizas cada plato con sus palabras y te hace más fácil su elección, su influencia es clave.

 

Por el contrario otros restaurantes te toman nota de lo que pone en la carta. Desaparece el alma, no hay sentimiento. Podriamos seguir por la carta, su papel, la mesa, como esta puesta, su cubertería, la colocación de las mesas, el servicio de sala, etc.

En las tiendas podemos observar lo mismo, ese esfuerzo por parte de todo el equipo para encantar a sus clientes. Las propuestas de producto, la decoración, el servicio, etc.

A veces te encuentras un establecimiento con una pizarra que te piden que escribas alguna frase de tu experiencia en la tienda, con sentimiento sin un protocolo establecido, te explican su historia, del establecimiento, quieren gustarte.

¿Alguien puede rechazar este interés tan sincero?

No se trata de conceptos de negocio, se trata de personas que buscan dar AMOR e influenciar con su alma a los clientes. Y este sentimiento es tan profundo que consigue calar fondo en cada persona, hasta el punto sobrepasa el concepto de ser fan.

 Aquellos establecimientos que tienen este carisma, esta personalidad, son únicos, y deben ser perdurables en el tiempo, algo que sólo es posible si las personas que trabajan en el conservan y comparten el alma del establecimiento.

COMPARTE TU CORAZON Y PERSONALIDAD CON TU CLIENTE Y CREA ESTABLECIMEINTOS CON ALMA!




Buscador Textual

Buscar en conocimiento:
Buscar
El Decálogo CREARMAS, el vademecum de la creación de valor personal y profesional